1

2,678 vistas

Mayo 15, 2019 14:21 hrs.

Genaro Portillo › SN Noticias

Derechos Humanos Internacional › México


El Senado de Alabama aprobó este martes la ley contra el aborto más estricta de todo Estados Unidos (EE.UU.), que prohíbe la "interrupción" del embarazo en cualquier etapa de la gestación y castiga con hasta 99 años de prisión al médico que lo practique, informó Clarín.

El texto de la ley, que no contempla excepciones en casos de violación o incesto, irá al escritorio de la gobernadora republicana Kay Ivey, quien no ha confirmado si la firmará.

La afirmación del Senado respalda la tomada por la Cámara de Representantes del Estado de Alabama, controlada por el Partido Republicano, que aprobó el pasado 1 de mayo por mayoría el mismo proyecto de ley que haría del aborto un delito grave.

"El corazón de este proyecto de ley es enfrentar una decisión que tomaron los tribunales en 1973 que dijo que el bebé en un útero no es una persona", dijo en esa oportunidad el representante republicano Terri Collins de Decatur.


Penas entre 10 y 99 años


La ley convierte el aborto en un delito punible con penas de entre 10 y 99 años de prisión para el médico que lo practique. Sólo puede practicarse en caso de peligro de muerte para la madre o el feto.

La enmienda introducida por los demócratas para permitir en el texto el aborto en los casos de violación e incesto fue rechazada por 21 votos a 11.

El objetivo de sus promotores es provocar una batalla judicial que llegue a la Corte Suprema de Justicia.

Los republicanos esperan que los jueces de la Corte Suprema, que ahora son de mayoría conservadora gracias a las designaciones del presidente provida Donald Trump, reviertan la decisión "Roe Vs. Wade" que en 1973 habilitó el aborto en todo el país.

"Este proyecto va de desafiar a ’Roe v. Wade’ y de proteger las vidas de los nonatos", reconoció su promotora, la representante republicana Terri Collins.

"Este es el camino por el que eventualmente llegaremos a donde queremos llegar", añadió.

Por su parte, el vicegobernador y presidente republicano del Senado, Will Ainsworth, saludó la decisión diciendo que los legisladores "han dado un gran paso en la defensa de los derechos de los no nacidos".

"Roe (vs. Wade) debe ser desafiado y estoy orgulloso de que Alabama esté liderando el camino", dijo Ainsworth en Twitter.

Varios estados conservadores están considerando duras leyes antiaborto con la intención que alguna de ellas llegue a la Corte Suprema. A cambio, estados liberales están asegurándose de blindar el "derecho al aborto" en sus constituciones.

En EE.UU. el aborto es legal a la práctica desde que en 1973 el Tribunal Supremo declaró inconstitucional cualquier interferencia del Estado en la decisión de la mujer sobre el embarazo.

En los últimos años, sin embargo, el movimiento conservador ha tratado de que el Alto Tribunal, de mayoría provida, vuelva a estudiar su constitucionalidad para revertir la decisión de 1973.

VER NOTA COMPLETA

CONTACTA AL AUTOR

Escribe un comentario directo al autor