En las Nubes

Contra el dolor

Carlos Ravelo Galindo

   Contra el dolor

Temas clave / Columnistas

Entretenimiento

Mayo 02, 2018 14:09 hrs.
Entretenimiento Nacional › México Ciudad de México
Carlos Ravelo Galindo › diarioalmomento.com

175 vistas

Hoy que todos los medios, sin excepción, están plagados de sangre, dolor y llanto. Mentiras. Blasfemias y denuestos, ya sin pudor, sería prudente, nos sugieren, escribir algo que contrarreste esta plaga. Claro. Sería prudente. Todos hemos escuchado la frase ’la risa es buena para la salud’. En la actualidad, son cada vez más las investigaciones que demuestran la veracidad de esta afirmación. La risa ha demostrado efectividad a la hora de aliviar dolores, prevenir enfermedades, mejorar el humor, y olvidarnos de otras bromas de la política. De vez en vez, han dicho algunos lectores, platíquenos un cuento o un chascarrillo. Hoy compartimos tres:
En un almacén de vinos, el catador había fallecido y el director comenzó a buscar alguien que hiciera el trabajo. Un viejo borracho y sucio se presentó para solicitar la posición.
El director se preguntaba cómo podía deshacerse de él. Le dieron una copa de vino para que lo tomara. El borracho lo probó y dijo: Es un Moscatel de tres años, elaborado con uvas cosechadas en la parte norte de la región, madurado en un barril de acero. Es de baja calidad pero aceptable. – ’ Correcto’, dijo el jefe.
’Otra copa por favor.’ – Es un cabernet, de 8 años, cosechado en las montañas al sur de la región, madurado en barril de roble Americano a ocho grados de temperatura. Le falta aún tres años más para que alcance su más alta calidad. – Absolutamente correcto.

’Una tercera copa.’ – Es un champagne elaborado con uvas pinot blanc de alta calidad y exclusivas, dijo calmadamente el borracho. El director no lo podía creer, le hizo un guiño de ojos a su secretaria para sugerirle algo.

Ella salió de la habitación y regresó con una copa de orina. El ’borracho’ lo prueba. Y afirma:
Es una rubia de 26 años de edad, con tres meses de embarazo y si no me dan el puesto, digo quién es el padre.
Lo hicieron, además, padrino del muchacho.
OTRO
Un anciano de 90 años llega al médico para su chequeo de rutina. El doctor le pregunta:
– ¿Cómo se siente?
– ¡Nunca estuve mejor!, mi novia tiene 18 años, ahora está embarazada y vamos a tener un hijo.
– El doctor piensa por un momento y dice:
– Permítame contarle una historia:
Un cazador que nunca se perdía la temporada de caza, salió un día tan apurado de su hogar, que se confundió al tomar el paraguas en vez del rifle. Cuando llegó al bosque, se le apareció un gran oso, el cazador levantó el paraguas, le apuntó al oso y disparó. ¿A que no sabe qué pasó?

– No sé, responde el anciano.
– Pues el oso cayó muerto frente a él.
– ¡Imposible!, exclama el viejo, alguien más debe haber disparado.
– ¡Pues claro hombre, a ese punto quería llegar!
Y UNO MÁS:
Un borracho, conocido nuestro, es detenido por una patrulla de policía a las tres de la mañana. Cuando manejaba su auto. Un policía le pregunta:
¿A dónde va usted en este estado?
El borracho le responde:
Voy a una conferencia sobre el abuso del alcohol y sus efectos letales en el organismo. El mal ejemplo para los hijos y las consecuencias nefastas para la familia. El problema que causa en la economía familiar y la irresponsabilidad absoluta... El policía lo mira incrédulo y le dice:
¿En serio?, y ¿quién va a dar esa conferencia a esta hora?
¿Quién va ser? ¡¡Mi mujer cuando llegue a casa!!
craveloygalindo@gmail.com




Ver más


Escríbe al autor

Escribe un comentario directo al autor