1

457 vistas

Noviembre 24, 2013 20:52 hrs.

Gregorio Almazán Hernández › diarioalmomento.com

Gobierno Estados › Ciudad de México


Colima, Colima.- El titular de la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (SEDATU), Jorge Carlos Ramírez Marín, junto con el gobernador del estado, Mario Anguiano Moreno, encabezaron la entrega de 240 viviendas rurales en beneficio de igual número de familias de los municipios de Armería, Colima, Comala, Ixtlahuacán, Minatitlán y Tecomán.
En el evento también se entregaron tarjetas de apoyo para la reposición de enseres domésticos a aquellas familias que fueron afectadas por las lluvias del mes septiembre, provocadas por el fenómeno meteorológico “Manuel”.
El secretario Ramírez Marín destacó que cuando se unen los gobiernos municipal, estatal y federal con la iniciativa privada, como en el caso de la entrega de estas viviendas, no hay posibilidad de que las cosas salgan mal y, por el contrario, se mueve a México y a Colima para que sus habitantes sean gente feliz y próspera.
Explicó que cada una de las viviendas entregadas tienen un costo aproximado de 100 mil pesos, de los cuales el Gobierno de la República pone 64 mil pesos, otra parte la cubren los gobiernos estatal y municipal, otra más la fundación Proviva y los beneficiarios sólo aportan entre 4 mil 100 y 4 mil 700 pesos por casa.
El titular de la SEDATU señaló que las casas miden 50 metros cuadros y tienen 2 recámaras, ya que, recordó, que el Gobierno Federal tiene la determinación de que no se construya ninguna casa que no tenga por lo menos dos habitaciones.
Dijo que se tiene programado entregar más de 250 casas en Colima, sin contar las reparaciones a viviendas afectadas por “Manuel”, que se llevarán a cabo en coordinación con el Gobierno del estado.
Destacó que para el próximo año, se buscará dar mayor énfasis al papel de la mujer y por ello se modificarán las reglas de operación de este programa a fin de que los títulos de propiedad de las casas que se entreguen queden a nombre de las señoras. “Para que vean ustedes la confianza que le tenemos a las mujeres de México”, dijo.
Con respecto a las tarjetas de apoyo para enseres domésticos, destacó que Colima es la entidad donde se está entregando la cantidad más alta para la recuperación de electrodomésticos con un monto de 15 mil pesos, 10 mil del Gobierno de la República y 5 mil aportados por el gobierno estatal.
Por su parte, el gobernador de Colima, Mario Anguiano Moreno, agradeció el apoyo del Presidente de la República, Enrique Peña Nieto, quien a través del secretario Jorge Carlos Ramírez Marín otorgó la ayuda necesaria para ayudar a las familias colimenses afectadas por las recientes tormentas tropicales.
Refirió que con el paso de “Manuel”, Colima tuvo diversas afectaciones de infraestructura, así como también daños en siembras y comercios en general; sin embargo, se contó con un apoyo histórico mediante programas federales y estatales, “se unieron esfuerzos para enfrentar los daños y ayudar a toda la gente afectada”.
Anguiano Moreno refirió que se debe garantizar viviendas dignas para las familias de Colima, así como entornos más seguros y sustentables, por lo que consideró que para lograrlo debe continuar la coordinación entre los tres niveles de gobierno para obtener más y mejores resultados.
Por su parte, el director general del Fideicomiso Fondo Nacional de Habitaciones Populares (FONHAPO), Ángel Islava Tamayo, subrayó que las viviendas entregadas representan casi 13 mil millones de subsidios federales y más 5.8 estatales, “pero sobre todo son viviendas dignas, dotadas de servicios, las cuales forman parte de un proceso de integración social, de combate a la pobreza, la marginación y los riesgos ante desastres”.
Agregó que no sólo se trata de distribuir subsidios sino, fundamentalmente, de que cada subsidio, además de garantizar su transparencia, se materialice en una nueva casa, con un beneficiario tangible, con nombre y apellido y permita proteger a quien realmente vive en la incertidumbre.
Se trata de que FONHAPO, funcione como un instrumento de alta confiabilidad y precisión, para atender las prioridades presidenciales y la política de reordenamiento urbano y rural, concluyó.
En el evento estuvieron presentes Federico Rangel Lozano, presidente Municipal de Colima, José Carbajal Larios, director general del Instituto de Suelo, Urbanización y Vivienda del estado de Colima, entre otros.

VER NOTA COMPLETA