Inestabilidad política vive Colombia tras objeciones de Duque a seis artículos de la Ley Estatutaria que reglamenta la JEP


Ex negociadores, parlamentarios y voceros de diferentes sectores de la comunidad se pronunciaron en contra de la decisión del presidente de la República, Iván Duque y la catalogan como un duro golpe que lesiona ’gravemente el acuerdo’ firmado en el 2016 por el Estado colombiano con la desaparecida guerrilla de l

| El Espacio Web-Hernando Rocha | Desde elespacioweb
Inestabilidad política vive Colombia tras objeciones de Duque a seis artículos de la Ley Estatutaria que reglamenta la JEP

Temas clave / Internacional

Política

Marzo 11, 2019 07:22 hrs.
Política Internacional › Colombia
El Espacio Web-Hernando Rocha › elespacioweb

1,097 vistas

Tal y como se esperaba, la decisión del presidente de la República, Iván Duque de objetar seis de los 159 artículos que conforma la Ley Estatutaria que determina el funcionamiento del acuerdo de paz suscrito por el Estado colombiano con la hoy desaparecida guerrilla de las Farc, ahora convertida en partido político, dio paso a un ambiente de incertidumbre sobre la vigencia de dicho pacto.
Los primeros en reaccionar fueron dirigentes, congresistas y representantes de partidos como el Libreal, la U, Verde, Farc, Polo Democrático, Decencia, entre otros, lo mismo que voceros de instituciones dedicadas a la defensa de los derechos humanos, víctimas del conflicto, académicos y columnistas, quienes en un mensaje enviado a las Naciones Unidas dicen que la decisión del mandatario se convierte en un fuerte golpe al acuerdo de paz.
El mensaje fue enviado al secretario general de la Organización de Naciones Unidas (ONU), António Guterrez en el que expresan su preocupación tras las objeciones del presidente Duque a la Ley Estatutaria de la JEP y dicen que las objeciones que se han venido esgrimiendo están orientadas a desconocer decisiones que la Corte Constitucional tomó el año pasado sobre esa ley.
En otro parte de la carta se añade que el presidente Duque recurrió ’a la figura de la objeción por inconveniencia’ y mencionó que por esa vía ’se pretende desconocer la decisión a través de la cual la Corte declaró constitucionales algunas normas de la ley, con la condición de que fueran interpretadas en la forma como la propia sentencia indica’, señalaron los defensores del acuerdo de paz que firman la carta.
En su misiva, los declarados opositores a la postura presidencial, piden al secretario de la ONU que el Consejo de Seguridad de esa institución internacional ’sigan desarrollando una estricta observación de la situación colombiana’.
En otro aparte de la comunicación, los firmantes se declaran como ’conscientes del significado que tiene para nuestro país y para el mundo el éxito del proceso de paz y de su modelo de justicia transicional’, puntualizaron.
OPINIONES
Uno de los primeros de manifestarse en contra de la decisión presidencial es el ex mandatario Cesar Gaviria, presidente del partido Liberal, quien sostuvo que el gobernante se extralimitó en sus funciones y precisó que él, Duque, debió haber sancionado la Ley Estatutaria y que de ser el caso llevar al Congreso una nueva propuesta orientada a reformar la Ley que le da vida jurídica a la Jurisdicción Especial para la Paz.
Anunció que lidera un grupo que se encargará de combatir la decisión presidencial de objetar seis artículos a fin de que el Congreso de la República rechace las objeciones planteadas por Duque y deje en pie la Ley Estatutaria tal y como salió de la Corte Constitucional.
A este planteamiento le salió al paso el fiscal general de la Nación, Néstor Humberto Martínez, quien puntualizó que el proceder del presidente Duque, antes de torpedear el proceso de paz con las Farc, lo que hace es facilitar las cosas para que ese tipo de Justicia Especial para la Paz comience a operar como debe ser.
Según Martínez, la JEP puede seguir funcionando tal y como lo ha venido realizando, por cuanto recordó que hasta este momento la Ley Estatutaria no ha entrado a operar por cuanto solo hasta ahora se esta cumpliendo el último paso de su trámite legal y que ahora se amplia al tener que el Congreso aceptar o negar las objeciones presidenciales.

Ver más


Escríbe al autor

Escribe un comentario directo al autor