En las Nubes

La Fe (dos y fin)

Carlos Ravelo Galindo

 La Fe  (dos y fin)

Temas clave / Columnistas

Entretenimiento

Abril 23, 2018 18:38 hrs.
Entretenimiento Nacional › México Ciudad de México
Carlos Ravelo Galindo › diarioalmomento.com

1,018 vistas

Felicidades don Jorge Coincidimos con don Fernando Calderón Ramírez de Aguilar en el significado de la Fe: En la vida corriente, creer lo que dicen otras personas no es contrario a la dignidad propia. Por esta razón es menos contraria a la dignidad de la persona a creer y poner la inteligencia y voluntad bajo lo que Dios nos revela. Se cree por la autoridad de Dios, ya que revela y no puede engañarse y engañarnos. La luz divina que da la luz de la razón natural. Para obtener la salvación es necesario creer en Dios y sostenerse en la esperanza. En el Islam, fe (iman), es una completa obediencia a la voluntad de Dios, que incluye creencia, profesión y acciones consecuentemente al encargo de su representación en la tierra, según la voluntad de Dios. La fe tiene dos aspectos: reconocer y afirma que hay un creador del universo y solo se debe adorar al creador. Judaísmo. La fe en sí misma no es un concepto del judaísmo. La única ver que se menciona fe en Dios en los 24 libros de tanaj es el verso 10 del capítulo 43 del Libro de Isaías en donde se aprecia que hay que seguir los mandamientos de creer y adorar al dios único. El Sijismo se desarrolló en el contexto del conflicto entre las doctrinas del hinduismo y del islam durante siglos. Sólo da cinco artículos de fe. Es una religión india fundada por gurú nanak que XVI y XVII en el año de 1469 a 1535. A sus seguidores se les llama sijes. Su lugar de origen es el panyab imperio Timurida. Su símbolo es el khanda. Sus escrituras sagradas son guru-grant-sajib, y es la novena religión más grande del mundo, con veintisiete millones de seguidores en la región del Punjab en India y Pakistán. En Inglaterra hay solo 336,000.
El Sijismo dice solo hay un Dios verdadero adóralo y rézale al Dios único y a nadie más. Recuerda a dios en su trabaja duro y ayuda a los demás. Dios se complace con el trabajo honesto y la vida modesta. Ante Dios no hay ricos ni pobres ni blancos ni negros. Son sus actos los que te hacen bueno o malo. Las mujeres y los hombres son iguales ante Dios que ama todos y reza por el bien de todos. Recomienda ser amable con la gente, los animales y los pájaros. ’No te asustes ni tengas temor, habla siempre con la verdad, se siempre sencillo en tu alimentación tu vestimenta y tus costumbres’.
A diferencia de la mayoría de las religiones ellos visten los cinco artículos de su fe, que son conocidos como las cinco K:
Kesh cabello largo y muy limpio considerado un regalo de Dios. Kangha un pequeño peine de madera para mantener el pelo ordenado y que sirve de recordatorio para llevar una vida ordenada. Kirpan una daga de unos quince centímetros de largo que significa dignidad honor valor y la obligación de defender al débil y al oprimido y mantener la verdad. Nunca debe ser desenvainado por ira pero una vez hecho esto no debe ser enfundado de nuevo sin derramamiento de sangre. Kara es un brazalete de acero usado en la muñeca derecha es un símbolo de Dios y de unidad. El acero significa fortaleza y la lucha por el bien. Kash son calzoncillos estilo bóxer cortos atados con un cordón que permiten facilidad de movimiento en la batalla y simbolizan pureza, modestia y un recordatorio de mantenerse fiel a sus cónyuges.
El símbolo más reconocido es el turbante que visten los hombres. Emblema de disciplina integridad humildad y espiritualidad y es parte obligatoria de la fe. No es una costumbre social. El cabello largo es cubierto con 4.6 metros de tela. Tanto hombres como mujeres cubren sus cabezas en público como señal de respeto por los gurús y por Dios.
Los sijes realizan su adoración en un edificio llamado la puerta del gurú, una sala de oración y una habitación en la que el Gurú Granz Sahib es mantenido cuando no está en uso la sala de oración. El Gurú Granz Sahib normalmente es exhibido y los fieles se postran en el suelo ante él y hacen ofrendas de dinero y comida. Durante el servicio religioso se distribuye el Kara parshad una mezcla de sémola azúcar y mantequilla aclarada que es bendecida agitando la daga conocida como Kirpan. Se enlaza, en la Fe, con todas las otras religiones por la creencia en Dios y su reencarnación.
Craveloygalindo@gmail.

Ver más


Escríbe al autor

Escribe un comentario directo al autor