Postigo

La oposición se diluye

José García Sánchez

La oposición se diluye

Temas clave / Columna

Política

Enero 22, 2019 12:49 hrs.
Política Nacional › México Ciudad de México
José García Sánchez › diarioalmomento.com

545 vistas

Baja California fue el bastión más importante del PAN por muchos años, luego de ganar ahí la primera gubernatura un partido diferente al PRI. Ahora es el lugar donde puede empezar la desaparición definitiva de ese partido.



Desde el inicio del liderazgo nacional de Marko Cortés, esa organización se asemejó a una broma de mal gusto. Desde ese día ha habido una serie de divisiones que adelgazan tanto al partido blanquiazul que anuncian su desaparición total en poco tiempo.



En Baja California, donde se renovará al gobernador en los comicios que se llevarán a cabo el 2 de junio de este año, inició actividades el partido político local Transformemos, donde formarán parte de una plataforma común para acabar con el régimen político del PAN basado en corrupción e impunidad.



Así lo afirmó la presidente estatal de Transformemos, Mayra Flores Preciado ante más de mil 500 asistentes en el evento donde se oficializó a los militantes Aarón Pallares Aceves en Tijuana, María de la Luz Pérez Rosas en Mexicali, Luis Manuel García Tapia en Ensenada, Antonio de Jesús Vargas en Rosarito y Alfonso Zacarías en Tecate al frente de estos comités.

Por otra parte, el anuncio de que en la semana que comienza de Margarita Zavala y su esposo Felipe Calderón de registrar su partido LIBRE, a donde se llevan a Ernesto Cordero, ex secretario de Hacienda; Jorge Camacho, ex candidato a la gubernatura de Guerrero; José Luis Luege Tamargo, ex titular de Conagua; Irma Pía González Luna, ex subsecretaria de Segob; Miguel Ángel Toscano, ex responsable de Cofepris, y Eufrosina Cruz, ex diputada federal. Impulsados por la idea de dejar solo a Marko antes de sentirse con posibilidades de trascender en la escena política del país.

Por su parte, el PRD, más frágil todavía que el PAN, partido que apenas cubre el límite más bajo de su representación en el Legislativo, se ve desaparecer de la escena política del país, luego de que a la quiebra económica, el desprestigio y la traición se suma el voto de conciencia de algunos de sus diputados que rompen con el bloque monolítico que identificó a ese partido en la votación parlamentaria. En la sesión sobre la aprobación que dio vida a la Guardia Nacional, legisladores del PRD votaron a favor de la creación de la Guardia Nacional.



Posteriormente ese partido anunció que se solicitará al órgano de justicia intrapartidaria llevar a cabo proceso una sanción a quienes no votaron en bloque contra la Guardia Nacional, cuando se había acordado previamente una votación unánime de todos los perredistas. La sanción a los faltistas, que disimularon su rechazo al partido podría desencadenar una deserción que hiriera de muerte al PRD.



Por otra parte, el PRI, está ahora más de acuerdo que nunca, como si negociara la impunidad de sus militantes distinguidos a cambio de un voto legislativo a favor de las propuestas de Morena. El hecho de que el PRI votara con Morena a favor de la Guardia Nacional, luego de que se había mostrado reacio a coincidir con el partido en el poder sistemáticamente, es un prueba de negociación más que de sumisión.



El PRI inicia una luna de miel con Morena en el Poder Legislativo que invita a pensar mal, y a interpretar peor la repentina armonía con el partido en el poder.

Ver más


Escríbe al autor

Escribe un comentario directo al autor