Polémica propuesta para relevo en la SCJN


Paula María Villegas García Sánchez Cordero, Leticia Bonifaz y Yasmín Esquivel Mossa se perfilan como posibles relevos del ministro Ramón Cossío Díaz.

Polémica propuesta para relevo en la SCJN

Temas clave / Senado

Política

Octubre 26, 2018 21:51 hrs.
Política Nacional › México Ciudad de México
De la Redacción › diarioalmomento.com

7,257 vistas

El próximo 15 de noviembre, los senadores deberán votar para elegir a la persona que relevará al ministro José Ramón Cossío Díaz, quien saldrá de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) el día 30 del mismo mes.

Al momento, tres mujeres tienen posibilidades reales de ser quienes suplan al ministro Cossío Díaz. Y es una práctica que el presidente saliente, en este caso Enrique Peña acuerde con el presidente electo ahora López Obrador, la terna de opciones que se envían al Senado cuando la etapa de transición coincide con la renovación de alguno de los ministros de la Corte. Dicha terna está próxima a enviarse.

En la terna hay tres mujeres: Paula María García Villegas Sánchez Cordero, quien es magistrada de Circuito; es también hija de la senadora y futura secretaria de Gobernación Olga Sánchez Cordero; Leticia Bonifaz, directora general de Estudios, Promoción y Desarrollo de los Derechos Humanos de la SCJN y, por último, Yasmín Esquivel Mossa actual presidenta del Tribunal Contencioso Administrativo de la Ciudad de México, asimismo, es esposa de José María Riobóo.

Paula María García Villegas Sánchez Cordero es doctora por la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) además es licenciada en Economía por el Instituto Tecnológico Autónomo de México (ITAM), tiene un Master of Law por la London School of Economics and Political Science, University of London. Se desempeña como Magistrada del Tercer Tribunal Colegiado en Materia Civil del Primer Circuito.

Por las actuales actividades de su madre, la exministra Olga Sánchez Cordero, actual senadora y futura secretaria de gobernación, se vislumbra un conflicto en la independencia entre poderes de la República. La exministra, hasta hoy, forma parte del Congreso de la Unión y, por tanto, le tocará elegir al sucesor del ministro Cossío. Por otra parte, si es confirmada como secretaria de Gobernación a partir del 1 de diciembre, su hija sería ministra cuando la Corte elija nuevo presidente. Madre e hija ocuparían prominentes posiciones tanto en el Poder Judicial como en la administración pública.

Leer: La autonomía de poderes es ilusión

Leticia Bonifaz Alfonzo es doctora en Derecho por la UNAM y realizó una investigación posdoctoral en la Universidad de Bologna, en Italia. Fungió como directora de la Escuela Judicial del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación.

Fue consejera Jurídica y de Servicios Legales del Gobierno del Distrito Federal entre 2006 y 2012, el periodo de Marcelo Ebrard Casaubón como Jefe de Gobierno del D.F. hoy Ciudad de México, desde esta posición defendió la Interrupción Legal del Embarazo (ILE) cuando fue impugnada ante la SCJN por la Procuraduría General de la República y la Comisión Nacional de Derechos Humanos.

Ha sido directora de la División de Estudios Jurídicos del Centro de Investigación y Docencia Económicas (CIDE), es directora general de Estudios, Promoción y Desarrollo de los Derechos Humanos de la SCJN. Por su línea de pensamiento progresista ha recibido el apoyo de diversas asociaciones defensoras de Derechos Humanos tales como Voces feministas, Frente Feminista de Chiapas, Mujeres en Movimiento entre otras, que expresan su beneplácito a su eventual designación como ministra dentro de la Corte.

Yasmín Esquivel Mossa es licenciada en Derecho por la UNAM y doctora en Derecho por la Universidad Complutense de Madrid. Fue propuesta como Magistrada Unitaria de Tribunales Agrarios en 2004 y desempeñó el cargo hasta 2009. Actualmente se desempeña como presidenta del Tribunal de lo Contencioso Administrativo de la CDMX.

Esquivel Mossa es cercana a Marcelo Ebrard, quien será el próximo secretario de Relaciones Exteriores. Su esposo es José María Riobóo, contratista encargado de la construcción de los segundos pisos del periférico o viaducto de la Ciudad de México en el tiempo en que Andrés Manuel López Obrador fue Jefe de Gobierno del Distrito Federal recibiendo contratos directos por 171 millones de pesos.

Con Marcelo Ebrard, Riobóo ganó una licitación para ampliar la línea 1 del Metrobús de la Ciudad de México, que tuvo un costo de alrededor de 13 millones de pesos. Además diseñó el plan de la alternativa al Nuevo Aeropuerto Internacional de México en Texcoco, proyectándolo en la Base Militar de Santa Lucía.

La cercanía del cónyuge de Esquivel Mossa, tampoco abona a la confianza ciudadana respecto de la independencia que deben tener entre sí el poder ejecutivo y el judicial.

En el Senado, la coalición Juntos Haremos Historia cuenta con 68 lugares, 55 senadores de Morena, 7 del Partido Encuentro Social y 6 del Partido del Trabajo. Esto podría indicar a que la vacante de ministro la recibirá la persona que López Obrador elija.

Ver más


Escríbe al autor

Escribe un comentario directo al autor