En las Nubesc

Tantita, solo tantita madre

Carlos Ravelo Galindo

    Tantita, solo tantita madre

Entretenimiento

Octubre 22, 2018 19:52 hrs.
Entretenimiento Nacional › México Ciudad de México
Carlos Ravelo Galindo › diarioalmomento.com

3,675 vistas

Tal cual es el encabezado de la columna del martes 12 del presente, en Milenio, de nuestro amigo y colega Joaquín López-Dóriga. Y nos da pauta, en ese tenor, a narrar una anécdota de San Antonio María Claret al que rogaban fuera a asistir a bien morir a cuatro reos condenados a muerte. Todos rechazaban la confesión. Pero el santo les hablaba con tanto fervor que logró convertirlos. Ya en el patíbulo les preguntó, según la fórmula del ritual, si perdonaban a todos aquellos que los hubieran ofendido. Uno de los condenados se adelantó y le dijo con voz clara que fue oída por la multitud. ’Yo perdono a todos, excepto a mi madre. Ella es la causante de que yo haya venido aquí a acabar mi vida en trance tan horrible, por no haberme corregido, cuando debía’. La multitud que presenciaba la escena quedó presa de honda emoción. San Antonio María se puso de rodillas junto a los pies del condenado. Se inclinó y se los besó. Le suplicaba con toda dulzura y vehemencia perdonara a su pobre madre. Que lo hiciera por amor a Jesucristo. La gente, en tanto, conmovida, lloraba por la actitud humilde del santo. El reo repetía insistentemente: ’A usted padre no tengo nada que perdonar. En nada me ha ofendido. Mi madre es la responsable de todo’ La ejecución no podía retrasarse por más tiempo. El verdugo se impacientaba. Pero a un minuto de morir, el reo se reconcilio con su madre y ’la perdonó’. Concluiríamos esta historia con la definición que el Teacher --don Joaquín—aplica a un diputado, de cuyo nombre no deseamos acordarnos: ’De verdad que no tienen madre. Ni tantita’.
Y aprovechamos la oportunidad para hablar de otro ilustre colega.
El lunes15 de octubre Carlos Ravelo preguntó:
Entre paréntesis, cómo se dice: A ver si podemos. O haber si podemos. Y la razón.

Esta fue la respuesta de nuestro amigo y gramático nos da:
Si sólo lo vas a decir, suena casi igual, aunque un buen locutor (¿habrá buenos aún?) o un cantante con la voz educada, me corregiría, pues en "a ver" hay una levísima pausa entre las dos palabras, que no deben juntarse durante la dicción. Me parece.
Pero si lo vas a escribir, en mi empírica opinión creo que lo correcto es "a ver", o sea, "a intentarlo", "a investigarlo", "a saberlo"...en fin, varias interpretaciones más. Denota entre duda y curiosidad o expectación: "vamos a ver" (si podemos). Vamos a mirar si se puede.
En cambio "haber" es un verbo más limitado en sus funciones (auxiliares) y se refiere a existir u ocurrir.
De manera que, sin ser yo la Wikilengua, opino que lo correcto es "a ver".
De igual manera me parece correcta la expresión "ahí te lo dejo de tarea", y una garrafalada la otra: "hay te lo dejo de tarea". Porque "ahí" se refiere a un lugar (o momento, en este caso), mientras que "hay" es una conjugación del verbo haber: ¡Hay camoteees!
Enhorabuena don José Antonio Aspiros Villagómez, gran maestro de correctores.
craveloygalindo@gmail.com



Ver más


Escríbe al autor

Escribe un comentario directo al autor