1

5,255 vistas

Junio 17, 2019 00:23 hrs.

La política online › Emmanuel Ameth Noticias

Seguridad Nacional › México Ciudad de México


Esta semana se conocieron en la Corte de Brooklyn, Nueva York, las pruebas recabadas por el agente del FBI, Michael Weniger, quien -de acuerdo con el diario The New York Post- asegura que el líder de la secta NXIVM enseñó a sus miembros que la violación y el abuso infantil no son delitos.

Keith Raniere promovió cursos donde se enseñaba a mujeres integrantes del culto que para llegar al clímax y el orgasmo necesitaban ser violadas. Otro de los supuestos talleres giraba en torno a "abusos, derechos y lesiones", en el cual se enseñó que el abuso infantil no es un crimen.

"Existe un porcentaje de mujeres que llegan al orgasmo al ser violadas", refiere la información que recabó Weniger. "¿Dónde está el problema si un adulto tiene sexo con un niño, si éste lo disfruta?". Por ello, Raniere es acusado por tráfico sexual, extorsión, trabajo forzado y asociación delictiva.

Hoy, según con el corresponsal Juan Alberto Vázquez de Milenio, durante el juicio contra NXIVM se presentaron mensajes, en los cuales la hija del dueño del periódico Reforma, Laura Junco de la Vega Elizondo, ofreció a "su hija virgen" a Raniere como "ofrenda". Y agregó que Emiliano Salinas (hijo del ex presidente Carlos Salinas de Gortari), fue acusado de investigar a los enemigos de la secta.

Desde 2009, recordó el corresponsal de Milenio, correos electrónicos presentados por gente especial del FBI evidencian la participación de Salinas Occelli a través de una empresa privada para acosar a personas que intentaron evidenciar las actividades ocultas de la NXIVM.

VER NOTA COMPLETA

CONTACTA AL AUTOR

Escribe un comentario directo al autor