1

695 vistas

Septiembre 17, 2020 13:51 hrs.

Sócrates A. Campos Lemus › diarioalmomento.com

Política Estados › México Oaxaca


Hace algunos meses escribimos varias notas sobre las diferencias que se venían profundizando entre las clase media y la dirigencia de AMLO, actividades, proyectos y programas no convencían a los miembros de la clase media que sentían que se les marginaba y golpeaba, que se atentaba en su contra porque al final de cuentas las definiciones de políticas y desarrollo deberían enfocarse a las clases populares, a los más pobres y así, comenzar a dar auxilio a los millones de marginados y explotados, desocupados que por años han sido dejados a la ’buena de Dios’ IGUAL QUE A LOS CLASEMEDIEROS.

Los primeros que comenzaron a protestar porque se les marginó y dejó a un lado fueron los grupos de intelectuales orgánicos, LOS INTELECTUALES QUE VALIDABAN AL PODER Y DABAN SU PALABRA PARA QUE SE CONTINUARA EN EL MISMO CAMINO DONDE LOS MARGINADOS Y EXPLOTADOS CONTINUABAN EN SU VIDA MISERABLE, POR LA EXLOTACIÒN DE LOS PODEROSOS. Muchos de ellos creyeron que cuando el presidente se mostraba al lado de los grandes capitalistas y los exoneraba de culpas y corruptelas, ellos, intelectuales al servicio del mejor postor, podrían estar seguros de que tendrían su lugar y sus espacios, sus puestos y presupuestos para continuar en su juego para hacer el gatopardismo que confundía a los mexicanos cuando ellos aparentaban que los proyectos de los grandes corruptos y entreguistas eran los correctos para que el país avanzara.

A lo mejor no entendieron que lo importante es que en los momentos actuales es vital para cualquier país evitar el que las masas se desborden en demandas y protestas callejeras que lleguen a la violencia y obliguen a la represión, por esa razón, los proyectos trazados por AMLO para apoyar a los distintos grupos de marginados y hacerles llegar los beneficios de los apoyos a cuando menos el 75 por ciento de los pobres y marginados del país, evita el estallido y las protestas sociales en México. Los ricos ricos entendieron que era un buen camino que incluso protegería sus inversiones e intereses y dejaron a un lado sus dudas y apoyaron incondicionalmente al presidente, y los resultados han sido buenos y han evitado cualquier movimiento de protesta y de rebelión en el país.

En un análisis real se conoce que en México los vendedores de libros y estudios, revistas y proyectos no llegan a las masas, ni siquiera son leídos y comprendidos por un importante grupo en el poder, eran los espejos y las mentiras y así, por medio de compra de suscripciones y pagos de proyectos, conferencias y clases se les pagaba a esos intelectuales orgánicos enormes cantidades de dinero, y se les invitaba a las reuniones entre políticos y empresarios para dar la idea de que tanto unos como otros, tenían la fuerza de los intelectuales y que ellos regían a su lado con los caminos a seguir, cuando en la realidad eran los cómplices reales del saqueo y del entreguismo.

Así, por ejemplo, se fueron justificando por medio de estudios de intelectuales y desviación de hechos y realidades eventos sociales y políticos y llegaron al descaro de culpar en 1968, de la represión a un grupo de estudiantes que en la realidad solamente fuimos las víctimas del engaño y de la traición que ellos planearon al lado de los grupos de la represión gubernamental y de los trabajos del golpismo de los agentes de la CIA en el país. Por años, siguieron ampliando esos mecanismos y por esa razón en vez de entender los procesos políticos y sociales de México, se complicaban y no entendían, porque su labor estaba destinada a ocultar las políticas de represión y de asesinatos de los grupos del poder. por esa razón sirvieron incondicionalmente a Echeverría, López Portillo, Miguel de la Madrid, Carlos Salinas, Ernesto Zedillo, Vicente Fox al que ligaron a los grupos de izquierda para su apoyo incondicional encabezados por Porfirio Muñoz Ledo y otros ’intelectuales del 68’ que actuaron como verdaderas prostitutas de la izquierda en el país, siguieron con Felipe Calderón y no denunciaron la matanza provocada por la famosa guerra contra el narcotráfico y las intervenciones norteamericanas violando la soberanía nacional y ahora, cuando se les limitan sus ingresos y se denuncia su verdadero papel en la política y en la intelectualidad, como prostitutas de las letras, se quejan y lloran alegando que son víctimas de la represión y de la intolerancia cuando solamente están cosechando lo que sembraron a lo largo de muchos años.

También se les dieron espacios en los medios de comunicación con programas y proyectos multimillonarios y cuando, por las restricciones de presupuestos y de publicidad operados por el presidente en los medios de comunicación, ellos, ya no reciben las grandes tetas que mamaban, pues lloran como becerros hambrientos y despotrican en contra del presidente tratando de usar su ’fuerza intelectual’ en su contra, cuando la gente ni les entiende ni les comprende ni les interesa, dejando sus bramidos en el aire.

Ahora muchos de ellos son los analistas y programadores de las protestas de los grupos opositores al presidente y su proyecto de cambio de sistema, ellos operan como siempre, desde atrás, porque siempre han sido las madrotas de las marchas y los intelectuales de la subversión desde las piezas ocultas de la traición y del engaño. Pues sí, ahora, seguirán diciendo que son víctimas de la intolerancia y alegan que no dejarán de ejercer su derecho a la libertad de expresión y nadie se los niega, lo que ya no haremos los mexicanos es mantenerlos porque no les creemos y estamos seguros que no sirven nada más que para alabar a los que les pagan y complacer a los que les dan dinero cuando bailan a su ritmo y complacencia. Así que se termina el baile y comienza otra época donde en verdad el que lucha puede continuar sobreviviendo porque así está la realidad nacional y mundial. Nadie tiene que mantener a los huevones porque o para que sigan escribiendo a favor de los matones, corruptos y entreguistas… se terminó esa época y ya no más libros de texto manipulados para encubrir la verdadera traición y las matanzas de luchadores sociales que encumbraron a traidores en el gobierno, cuando la traición se volvió gobierno…

VER NOTA COMPLETA

CONTACTA AL AUTOR

Escribe un comentario directo al autor