1

1,320 vistas

Junio 12, 2020 11:35 hrs.

Alfredo Contreras Prado › diarioalmomento.com

Gobierno Nacional › México Estado de México


Chimalhuacan, Mex.-Más de 200 médicos y enfermeras adscritos a los Hospitales 90 camas y San Agustín se encuentran en un alto riesgo de contraer COVID-19 debido a que el gobierno del Estado de México se niega a entregar insumos de calidad, que inhiban la propagación del coronavirus, indicó el presidente municipal de Chimalhuacán, Jesús Tolentino Román Bojórquez.
’Hemos denunciado en reiteradas ocasiones que las más de 51 mil piezas otorgadas por el Instituto de Salud del Estado de México (ISEM) a dichos nosocomios para atender el impacto del COVID no se han utilizado debido a la pésima calidad del material. Los insumos permanecen resguardados ya que ponen en riesgo la salud médicos y enfermeras’.
El munícipe explicó que ante la cerrazón de autoridades mexiquenses, el Ayuntamiento ha buscado el apoyo de la Secretaría de Salud federal a fin de resolver el desabasto de insumos a la brevedad
’Nos interesa que la federación, en específico el titular de la Secretaría de Salud (SSA), Jorge Alcocer, esté al tanto de la indiferencia y discriminación que recibimos por parte del gobierno mexiquense. Recientemente acudimos a las instalaciones de la SSA y este martes nos manifestamos de manera pacífica en las inmediaciones de Palacio Nacional, durante la conferencia vespertina alusiva al COVID-19, para pedir insumos de calidad a los médicos y enfermeras que trabajan sin descanso en esta contingencia’.
Detalló que la federación tiene conocimiento de los insumos de baja calidad que ha recibido el personal de salud adscrito a lo hopsitales de Chimalhuacán.
’Los cubrebocas que entregó el ISEM son muy delgados, de manera que fácilmente penetra el virus y no sellan herméticamente. Los trajes quirúrgicos están manufacturados con un plástico de pésima calidad, provocando la deshidratación del personal que debe portarlo durante jornadas que van desde 8 hasta 16 horas consecutivas. Las batas son extremadamente delgadas, traslucidas, muy vulnerables al coronavirus. Por eso, todo este material se encuentra resguardado en el almacén del hospital, ya que no tiene ninguna utilidad’.
Precisó que personal de los nosocomios requieren para enfrentar la pandemia durante los meses de junio y julio, por lo menos 6,000 trajes biológicos, 6,000 mascarillas N95, 6,000 botas quirúrgicas, 2,000 goggles, 6,000 cubrebocas triple pliegue, todos ellos de calidad.
’El H. Ayuntamiento que encabezó se compromete a continuar brindando apoyo, en la medida de sus posibilidades, al personal de salud que sufre esta discriminación, esperando la pronta intervención de la federación’, concluyó.


VER NOTA COMPLETA

CONTACTA AL AUTOR

Escribe un comentario directo al autor