Por esclavitud moderna urgente nuevo contrato social

1

2,529 vistas

Septiembre 12, 2022 23:46 hrs.

Armando Téllez Flores › tabloiderevista.com

Política Nacional › México Ciudad de México


Poco aporta al PIB la minería nacional dice la UAM
+La seguridad de las familias es la prioridad del PRI

Una nueva estimación mundial establece que 49,6 millones de personas se encuentran a diario en situación de esclavitud moderna, lo cual pone de manifiesto la necesidad de emprender medidas internacionales inmediatas para acabar con este escándalo.

El informe Estimaciones mundiales sobre la esclavitud moderna: trabajo forzoso y matrimonio forzoso de la OIT, Walk Free y la OIM, calcula que se ha producido un aumento de 10 millones de personas en cinco años.
La secretaria general de la CSI, Sharan Burrow, ha declarado: ’Estos resultados son espeluznantes. No podemos hacernos una idea de cómo es la realidad cotidiana de estas personas, y el hecho de que la cifra siga aumentando es absolutamente injustificable.
’El informe incluye muchas recomendaciones acertadas, en particular el reconocimiento de que el respeto por la libertad de los trabajadores para asociarse y negociar colectivamente resulta imprescindible para conseguir un mundo libre de trabajo forzoso; al igual que la protección social universal, que proporcionaría a los trabajadores la seguridad de los ingresos que necesitan para evitar perder su libertad y convertirse en esclavos modernos.
’Ambos aspectos son elementos clave del Nuevo Contrato Social, junto con empleos que respeten el clima, justicia salarial, igualdad e inclusión. Necesitamos un Nuevo Contrato Social ya para trasladar el poder a los trabajadores y las trabajadoras y empezar a revertir los daños del actual orden económico que ha conducido a este escándalo mundial –cada vez más grave– de la esclavitud moderna.
’Pedimos con carácter de urgencia que se imponga a las empresas la diligencia debida para eliminar el uso del trabajo forzoso y otras violaciones en las cadenas de suministro, y que los Gobiernos nacionales regulen el mercado de trabajo mediante una rigurosa aplicación de normas y sanciones’.
El informe también reclama: una contratación justa y ética; que se refuercen las inspecciones de trabajo públicas; medidas para hacer frente a la vulnerabilidad de los inmigrantes al trabajo forzoso y a la trata de personas con fines de trabajo forzoso; medidas para abordar el problema de los niños atrapados en situaciones de trabajo forzoso; la eliminación del trabajo forzoso impuesto por el Estado; asociaciones y cooperación internacional; protección civil y penal adecuada en la legislación nacional para las víctimas del matrimonio forzoso e inversión en el desarrollo de la capacidad de acción de las mujeres y las niñas.
El informe concluye que: el trabajo forzoso afecta a 27,6 millones de las personas que se encuentran sometidas a la esclavitud moderna, mientras que el matrimonio forzoso afecta a 22 millones, es decir, casi una de cada 150 personas en el mundo; ninguna región del mundo está libre de trabajo forzoso y este constituye un problema independientemente de la riqueza de un país; la mayor parte del trabajo forzoso se produce en la economía privada y afecta a prácticamente todos los sectores de la misma; 3,3 millones de niños y niñas se encuentran en situación de trabajo forzoso; las mujeres son más propensas que los hombres a sufrir violencia física y sexual y amenazas contra miembros de su familia; los trabajadores migrantes tienen tres veces más de probabilidades que otros trabajadores de encontrarse en situación de trabajo forzoso; el matrimonio forzoso se produce en todas las regiones del mundo, y más de dos tercios de las personas obligadas a casarse son mujeres.
El informe define el matrimonio forzoso y el trabajo forzoso como situaciones de explotación a las que una persona no puede negarse o que no puede abandonar debido a las amenazas, la violencia, el engaño, el abuso de poder u otras formas de coacción a las que se ve sometida….
POCO APORTA LA MINERÍA AL PIB NACIONAL: INVESTIGADORA DE LA UAM
Los más de mil 200 proyectos mineros que ocupan entre 11 y 12 por ciento del territorio nacional –equivalente al estado de Chihuahua– sólo aportaron 0.9 puntos porcentuales al Producto Interno Bruto (PIB) nacional de 2010 a 2018, afirmó la doctora Aleida Azamar Alonso, académica de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM).
Al participar en el Seminario virtual Visiones de la crisis climática y otros problemas medio ambientales, organizado por la Maestría en Sociedades Sustentables de la Unidad Xochimilco, indicó que, a pesar de los datos expuestos por la Secretaría de Economía, el valor de esta actividad pasó de 140 mil millones a 248 mil millones de pesos en los últimos años, cantidad no reflejada ni en el PIB nacional ni en las finanzas públicas.
Entonces, la escasa recaudación tributaria es grave para las finanzas públicas, toda vez que el sector aportó en 2019 sólo 0.52 de los ingresos federales, mientras que contribuyó con 2.3 por ciento de la recaudación del Impuesto sobre la Renta (ISR).
’Vale la pena anotar que a partir de las devoluciones, erogaciones y estímulos a empresas, en 2018 el gravamen minero fue de 1.8 por ciento y el impuesto al valor agregado fue de 0.3, dos indicadores de las finanzas que dan cuenta de que el sector no está aportando demasiado’, enfatizó.
La investigadora del Departamento de Producción Económica subrayó que las empresas extractivistas –muchas de ellas extranjeras– cuentan con un periodo de entre 50 y 100 años para explotar yacimientos que destacan por ser de clase mundial, ricos en oro, plata y cobre.
Contrario a la idea de que las comunidades donde se desarrollan los proyectos gozan de riqueza económica y desarrollo, en al menos 13 de las más importantes poblaciones mineras hay pobreza por encima de la media nacional, siete presentan pobreza extrema, además de que al menos en diez sólo una parte de sus habitantes concluyó la educación básica o carece de enseñanza formal.
También tienen falta de acceso a drenaje, pisos de cemento y servicios de salud, ’lo cual significa que esta actividad no ofrece desarrollo, bienestar y crecimiento, por lo que no ha aportado a nuestros países ni en bienestar ni en crecimiento’, resaltó al dictar la conferencia La minería en México.
’Estos espacios facilitan la monopolización territorial, donde también existen los compadrazgos políticos y se fomenta la creación de grandes oligopolios. Si bien las mineras nacionales parecen pocas en número, lo cierto es que se han convertido en notables y poderosos actores internacionales debido a la forma en que han dominado este sector en México y América Latina’.
Aun cuando las empresas del tipo han explorado más de 30 por ciento del territorio –que no necesariamente significa tener concesiones– México es el principal exportador mundial de plata y se ubica dentro de los diez mayores en otros minerales preciosos e industriales como oro, plomo, zinc, cobre y litio.
’Entre tres y cinco empresas, casi todas mexicanas, son las que dominan la tercera parte de la extracción de estos cinco minerales, aunque en relación con el cobre es solo una empresa nacional la que extrae 73 por ciento de la producción’, anotó.
Grupo México y Peñoles han podido posicionarse dentro de las más significativas del mundo, dado que monopolizan los procesos de refinación de oro y plata en todo el país.
Los grupos comerciales que poseen estas empresas también tienen participación en infraestructura, telecomunicaciones, además de que se identifica a sus cabezas entre las personas más ricas en el país, subrayó la coordinadora de la Maestría en Sociedades Sustentables.
Queda claro que la minería no es una oportunidad para dejar la pobreza, porque muchas veces los habitantes de las tierras son obligados a abandonar sus lugares, como ocurrió en Peñasquitos y San Javier, para dar paso a la extracción, aunque ha habido también casos de éxito como en Baja California y en la Sierra Norte de Puebla, donde incluso la comunidad se opuso al desarrollo de un megaproyecto….
LA SEGURIDAD DE FAMILIAS MEXICANAS, UNA PRIORIDAD PARA EL PRI
Para el Partido Revolucionario Institucional (PRI) la seguridad de las familias mexicanas es una prioridad, y por ello impulsa acciones que permitan recuperar la paz en el país, afirmó la dirigencia nacional del tricolor, encabezada por el Presidente Alejandro Moreno y la Secretaria General, Carolina Viggiano.
Como parte de una campaña de comunicación, con la etiqueta #PorLaSeguridadDeMéxico, a través de sus redes sociales el Comité Ejecutivo Nacional (CEN) del PRI estableció que la seguridad en nuestro país no debe politizarse. Politizar la seguridad, aseveró, es negarles a millones de familias que puedan vivir en paz.
Puntualizó que es necesario atender con total responsabilidad este tema, ya que lo que está en juego es la vida de los mexicanos.
Indicó que, por la seguridad de México, debe reconocerse que la Guardia Nacional no está lista para hacer frente al grave problema de inseguridad que padecen las familias mexicanas.
La dirigencia nacional del PRI recordó que en marzo de 2024 las Fuerzas Armadas no podrán intervenir más en labores de seguridad, dejando a su suerte a los estados y municipios. Por ello, advirtió, "no podemos permitir que eso ocurra".
Señaló que la Guardia Nacional requiere recursos, capacitación e implementar una estrategia eficiente; además, agregó, necesita tiempo y acompañamiento de las Fuerzas Armadas.
El CEN del Revolucionario Institucional destacó que el Ejército es la institución en la que más confían los mexicanos para atender la inseguridad….

VER NOTA COMPLETA

CONTACTA AL AUTOR

Escribe un comentario directo al autor
Éste sitio web usa cookies con fines publicitarios, si permanece aquí acepta su uso. Puede leer más sobre el uso de cookies en nuestra política de uso de cookies.